Si eres de los que tiene un gato, seguramente te habrás dado cuenta que a veces, aunque le hables por su nombre, no responde a tu llamado, eso no quiere decir que no te entienda, sino que realmente no quiere hacerte caso, así lo demostró un estudio.

Investigadores japoneses de distintas universidades publicaron en abril de este año un estudio sobre los gatos y su capacidad de asociar el lenguaje humano con objetos específicos en su vida cotidiana.

FOTO: PEXELS

KATE DEL CASTILLO IMPACTA A SUS FANS CON SU CAMBIO FÍSICO TAN DRÁSTICO

LOS GATOS SABEN SU NOMBRE, PERO NOS IGNORAN ¿POR QUÉ?

Para ello, hicieron un experimento con 48 gatos (28 machos y 19 hembras), de distintas edades y viviendo con distinto número de personas y otros datos, demostrando que en su mayoría pueden identificar el nombre de otro gato y su rostro sin un entrenamiento específico.

El estudio concluyó que los gatos aprenden la relación entre un nombre y una cara al observar interacciones con terceros, esto implicaría una forma de aprendizaje social. Aunque aún no se sabe cómo los gatos aprenden esta relación, es probable que pueda ser al observar cómo otros gatos reaccionan a las llamadas de sus humanos o es un proceso derivado de la domesticación.

FOTO: PEXELS

LOS GATOS PUEDEN DISCRIMINAR SUS NOMBRES DE OTRAS PALABRAS

Mientras que otro estudio realizado en 2019 arrojó que los gatos domésticos pueden discriminar sus nombres de otras palabras; es decir, saben cuál es su nombre y lo pueden identificar de otras palabras del lenguaje humano.

También encontraron que los gatos pueden distinguir sus propios nombres de otras palabras, incluso cuando personas desconocidas a ellos los pronunciaron.

“Concluimos que los gatos pueden discriminar el contenido de las expresiones humanas en función de las diferencias fenómicas”, concluye la investigación.

FOTO: PEXELS

Ahora ya lo sabes, si tienes un gato y te la pasas hablándole por su nombre y no te hace caso, no es porque no te entienda, sino porque no quiere hacerte caso, pues se caracterizan por ser animales muy inteligentes, por lo mismo, nos ignoran cuando quieren.

MAMÁ DE BELINDA ESTÁ A FAVOR DE QUE SU HIJA NO REGRESE CON NODAL

(Lérida Cabello)