Verónica Castro emprenderá acciones legales por daño moral y violencia digital y mediática, contra medios de comunicación y personas usuarias de redes sociales, según se informa en un comunicado emitido por sus abogados, pertenecientes a la firma Schütte &Delsol Gojon.

El comunicado señala que los acusados han difundido información falsa que atenta contra la dignidad y la reputación de la actriz.

En el comunicado se informa que además de atentar contra la reputación de Verónica, pues ella no ha cometido ningún delito, también se afectan los derechos de adolescentes menores de edad, quienes también están siendo involucradas por las notas e información falsa que medios y personas están difundiendo.

Reiteran que durante el proceso legal, trabajarán de la mano con las jóvenes y sus familias, con una perspectiva de infancia y de género, esto para evitar que se sigan vulnerando los derechos de su representada, Verónica Castro, y las adolescentes involucradas en el caso.

En cuanto a la adolescente que amenazó a las otras jóvenes involucradas, comentan que seguramente fue manipulada por intereses ajenos, quienes buscan dañar la imagen de la actriz, y que esperan que durante el proceso legal, la joven revele la verdad del caso.

Por parte de Verónica reconocen que se equivocó al confiar ciegamente en que dentro de sus seguidores no habría alguien que se le acercaría con una agenda oculta para hacerle daño. 

"Su generosidad, agradecimiento y bondad la expusieron a perversas intenciones que jamás imaginó", se lee en el comunicado.

Se afirma que en las conversaciones que Verónica tuvo con las jóvenes, en ningún momento se promovió o indujo a las jóvenes a realizar comportamientos inapropiados, y que los padres de las adolescentes estaban enterados, e incluso participaban de en la conversación.

Por último, se informa que se guardaran la posibilidad de emprender acciones de corte penal contra los medios que han difundido información falsa sobre la señora Verónica Castro, quienes han ejercido contra ella, violencia digital y mediática, afectando la intimidad y dignidad de las personas.

Verónica Castro y las conversaciones subidas de tono con adolescentes

Jorge Carbajal dio a conocer en su programa de YouTube que Verónica Castro sostenía mensajes y fotos subidos de tono con un grupo de sus fans, quienes son menores de edad.

En dichos chats supuestamente se sostenían conversaciones sobre temas como: contratos con productoras, anécdotas con actores, grabaciones, viajes y temas delicados.

"En la madrugada hablaba de masturbación y se veían fotografías muy subidas de tono, pero también hablaba de ´el sapito´ que son las partes íntimas de las mujeres, lo usan como un juego, en este club de fans le pusieron así, el grupo se llama ´Las fantasmas de Verónica´", comentó Carbajal.

Ante estas acusaciones Verónica Castro señaló que seguramente pagaron para que inventaran eso y apoyó los comentarios sobre que Yolanda Andrade "debe estar detrás de esto".

"Mírenlos, grábenlos bien porque son los mismos que se dedican a destruir a todo el mundo por un pago ya saben de quien. Pobres, tener que llevar un pan amargo a su casa para poder comer. Perdónalos dios mío", escribió Verónica.

Por su parte, las supuestas víctimas de Verónica, ofrecieron una entrevista en el programa de YouTube "Chisme No Like", donde revelaron que lo que expusieron Jorge Carbajal y Felipe Cruz sobre Verónica era totalmente falso.

"Creamos un grupo de chat de fanáticas de la telenovela, donde hablábamos de todo, pero Verónica Castro no formaba parte de él, aunque si era parte del grupo que teníamos en Twitter donde ella nos saludaba", explicó una de las chicas.

Tras lo sucedido, Verónica Castro decidió cerrar su cuenta de Twitter hasta que las personas que la calumniaron le pidan unas disculpas públicas.

"Queridos amigos y amigas de esta ventanita, tengo el dolor de comunicarles que por el momento queda cancelado este Twitter hasta que, #jorgecarbajal y #gustavoadolfoinfante pidan disculpas públicas por sus agresiones, mentiras y faltas de respeto hacia mi persona".


Por su parte Yolanda Andrade afirmó que no le tiene miedo a una demanda por parte de Verónica, pues de hacerlo podría revelar información sensible que tiene sobre su examiga.

"Con mucho gusto espero que me demande, porque tengo mucho que decir. La sinceridad es una silla incómoda, sobre la cual pocos están dispuestos a sentarse. Que cada quien asuma las consecuencias de sus actos. No hagas cosas buenas que parezcan malas", expresó Yolanda.

 

(djh)